CARTAS DESDE EL OTRO LADO DEL MUNDO Carta N°1: El miedo

Medellín, 13 Marzo de 2017 Querida Aniko, Aterrizar en la página, a pesar del miedo. Por miles de razones era algo que seguía aplazando para no enfrentarme a esto que necesitaba escribirte desde hace tiempo. Llevamos meses (¿acaso dos años ya?) comunicándonos por el blog, llamadas infinitas de Skype y mensajes de WhatsApp a los que[…]

El arte de alabar las cosas ordinarias: Taller de Escritura Creativa Feb 2017 en Medellín

  EL ARTE DE ALABAR LAS COSAS ORDINARIAS no es un taller para aprender a escribir. De hecho, no enseño nada porque no tengo nada para enseñar; solo cosas por compartir y en este caso es: el entusiasmo por la escritura y métodos para acercarse a ella como hábito creativo. Tomando como punto de partida[…]

Cómo comenzar el año trabajando en un proyecto creativo con el único objetivo de ser feliz

Nulla dies sine línea : Ni un día sin escribir En enero de 2015 tuve la bonita oportunidad de andar por algunos paisajes de México. Estando en el DF recorrí varios museos de los tantos que hay. El primero que visité fue el infaltable Museo Mural de Diego Rivera. Allí, conocí por primera vez esta[…]

Todos tenemos objetos mágicos: hay que usarlos

A menudo la gente suele decirme que vivo en un mundo mágico como si se tratara de algo malo o reprochable. La verdad es que sí. Inmersos en el trajín frenético de este ritmo atareado con tantas inutilidades importantes las cosas esenciales se nos muestran —como si de un secreto de otro mundo se tratara[…]

Instrucciones para conjugarse en presente

1. El presente es simple, adquiere vida a través de rituales, hábitos y vicios. Como se sabe solo se necesita un sujeto, usted o yo; y un verbo, tomar… café, por ejemplo. Veamos: A la hora del desayuno, la hora en que renovados creemos que todo es posible; coja una cocina y encienda una pequeña[…]

Tengo unas ganas enormes de salir corriendo

Tengo unas ganas enormes de salir corriendo, cruzar la esquina y encontrar una ciudad nueva o por lo menos distinta. Una ciudad con trenes, de esos que en cinco estaciones te llevan al mar.   Sé dos cosas: 1. Como todo en este universo, las cosas ocurren dos veces; primero adentro y después afuera. Así que antes[…]

Yo no sé por qué para dar un besito hay que decir mentiras

La imagen es esta: vos me abriste la boca, me la abriste toda. No fue cuestión de violencia, sino de agresividad, como me gusta. Tiraste duro por mi lado derecho, como un tiro de esquina y golazo. So easy, my friend, so easy.  Cerré los ojos y en la tela delgada de los parpados vi[…]

27 Mayos

  Ayer, recién llegó el blanco sol de la mañana, el gatito que habíamos adoptado (para protegerlo) amaneció muerto. Al atardecer, lo enterramos con velas y flores de manzanilla, con el color púrpura que suele llevarse todo al final del día. Una malegría. Un desprenderse. Sigo sin entender del todo lo que debo procesar en[…]

Francisco y el tren del mediodía

A Pacho, Un fueguito de esos queardió la vida con tantas ganas que nos encendió a todos. La gran afición de Florencia venía probablemente de su nacimiento. Había venido al mundo en un tren y, quizá gracias a eso, amaba el movimiento. Mientras su madre sostenía un mapa en las manos las contracciones no dieron espera,[…]

error: Content is protected !!